Rodrigo Rato

Nueva mentira del Gobierno y dimisión de Rodrigo Rato

El exministro asegura dejar Bankia para no perjudicar la imagen del PP, y declara en un comunicado sentirse orgulloso de haber dejado sin empleo a miles de personas tras cerrar 800 sucursales bancarias de la entidad.

Rato ha decidido abandonar la presidencia de Bankia tras conocerse las intenciones de sanear la entidad por parte del Gobierno. Según datos publicados en Expansión, el Gobierno inyectará, con dicho objeto, 7.000 millones de euros procedentes de las arcas públicas, si bien otras fuentes apuntan a una cifra de 10.000 millones.

El modo en que se han sucedido los acontecimientos tiene poco de nuevo: Un banco recibe dinero público que, en lugar de ser destinado a que vuelva a fluir el crédito en el país, se dedica a repartir entre sus nefastos directivos, para que, al poco tiempo y ante la situación crítica a la que éstos han llevado a la entidad, el Estado vuelva a inyectar dinero de todos los contribuyentes para salvarla.

Toma así forma una nueva mentira a las que ya nos tiene acostumbrados este Gobierno, cuyos miembros  habían asegurado por activa y por pasiva que no usarían dinero público para sanear las cuentas de ninguna entidad financiera.

La noticia se produce a menos de un mes de que el mismo Gobierno anunciase unos recortes en Educación y Sanidad de 10.000 millones de euros, cifra idéntica a la que previsiblemente se inyectará en Bankia.

En declaraciones realizadas en un conocido periódico, Rato aseguraba dejar la entidad “para que no se entienda que las eventuales ayudas públicas han sido decididas para favorecer a una persona ligada al PP”. Es también posible que en su decisión hayan tenido peso cuestiones económicas: el exministro venía cobrando, sólo como presidente de Bankia, 2,3 millones de euros anuales, cantidad que se vería reducida a la paupérrima cifra de 600.000 euros anuales para los directivos de las entidades ayudadas por el Estado.

En un comunicado de prensa en el que analiza y alaba su propia gestión, Rodrigo Rato se ha declarado, además, orgulloso del cierre de 800 sucursales bancarias que han supuesto “un ajuste de plantilla equivalente al 25% de todo el sector financiero español”.

IMAGEN: Rodrigo Rato. ESADE Press Room.

A %d blogueros les gusta esto: