Un helicóptero trabaja en la extinción de unos de los incendios de Valencia. Fotografía: REUTERS.

Aparece el cadáver del piloto accidentado en la extinción del incendio de Valencia

  • Dos helicópteros se estrellaron ayer en la zona de Cortés de Pallás.
  • El piloto del primero, siniestrado en Yátova, ha sido localizado, ya fallecido, por los buzos del Cuerpo Municipal de Bomberos.
  • Los tripulantes del segundo helicóptero sufren politraumatismos, y se recuperan de sus heridas en el hospital de la Fe de Valencia.

El fuego que asola la provincia de Valencia desde que el pasado jueves se propagara en la localidad de Cortés de Pallás y, al día siguiente, se le uniera el incendio en Andilla, ya ha cobrado su primera víctima mortal. A la una de la tarde de este 3 de julio se ha encontrado el cadávero del piloto de la Brigada de Refuerzo de Incendios Forestales del Ministerio de Medio  Ambiente (BRIF) que perdió la vida alrededor de las dos de la tarde de ayer al estrellarse su helicóptero en las inmediaciones del embalse de Forata, en Yátova. Según informó ABC, en el aparato solo viajaba el piloto, cuya identidad aún se desconoce, y que se dirigía de regreso a la base de Daroca (Zaragoza), de donde provenía el brigadista.

Buceadores del Cuerpo Municipal de Bomberos, juntos a los equipos GEO de la Guardia Civil pasaron la tarde de ayer y toda la mañana de hoy buscando el cuerpo del hombre en el embalse, que ha aparecido junto a los restos de su helicóptero, según ha anunciado el ministro de Interior, Jorge Fernández Díaz. Se ha sabido que el fallecido es un Coronel del Ejército, en reserva desde 2004 y con más de 4.000 horas de vuelo, pero su nombre no ha trascendido. Su mujer y sus dos hijos, ambos policías, ya se habían trasladado a Valencia para estar cerca en el momento en que se hallara el cadáver, ha informa Europa Press.

Un segundo helicóptero, también procedente de la sede de Daroca, se precipitó al vacío apenas media hora después del primer accidente. Según informó Europa Press, el aparato trabajaba en la extinción del mismo incendio cuando, por motivos que aún se desconocen, perdió altura en la zona de la Sierra Martés. Afortunadamente, en este caso tanto el piloto como el copiloto han salido del siniestro por su propio pie y se encuentran recuperándose de sus heridas (politraumatismos) en el hospital de la Fe de Valencia. Uno de ellos, de 55 años, fue trasladado en helicóptero al centro, donde ha ingresado con pronóstico reservado. El otro ocupante, de 36 años, se encuentra estable.

La peor catástrofe ecológica desde 1991

Casi 50.000 hectáreas han sido arrasadas por el fuego en los dos incendios que se han extendido por la provincia de Valencia hasta alcanzar Castellón, y cuyo humo ha llegado hasta la provincia de Murcia. No se recuerda un desastre natural de esta envergadura en la zona levantina desde hace más de veinte años. En el incendio de Andilla el fuego ha afectado a ocho términos municipales (Andilla, Llíria, Alcublas, Jéricas, Altura, Bejís, Teresa y Sacanyet), mientras que en el caso de Cortés de Pallás la cifra asciende a doce (Llombai, Catadau, Carlet, Tous, Alborace, Turís, Real, Montroi, Yátova, Macastre, Dos Aguas y Cortés de Pallás).

Según las últimas informaciones que publicaba la página web de RTVE, aún permanecen cortadas ocho carreteras y 3.000 personas han sido desalojadas de sus hogares. Serafín Castellano, consejero de Gobernación, ha cifrado las hectáreas quemadas en 48.583, de las que 28.643 pertenecen a la zona de Cortés de Pallás. De estas, 23.602 corresponden a matorral y 5.041 a arbolado. El incendio que comenzó en Andilla ha arrasado con 19.940 hectáreas, de las que 13,293 pertenecían a arbolado y 6.647 eran matorral. Las pérdidas de vidas animales son incontables, o al menos ningún organismo se ha preocupado en cifrarlas, aunque las imágenes que inundan las redes sociales son prueba de la violencia con que el fuego se ha desatado en la fauna de la zona, que se ha visto prácticamente desatendida.

Una de las horribles imágenes sobre animales calcinados que están circulando por las redes sociales.

Ambos incendios se desataron por negligencias, y en ambos casos ya hay detenidos e imputados. En Cortes de Pallás unos trabajos de soldadura en una zona inadecuada para ello provocaron las primeras chispas que desataron el feroz incendio que asola esa zona desde el jueves pasado. En Andilla todo comenzó por una quema de rastrojos incontrolada, y cuyo autor se encuentra en libertad con cargos.

Pese a que faltan días para que los focos puedan considerarse definitivamente controlados, a última hora de la tarde se declaró que el fuego estaba más estabilizado, pese a que algunas llamas aún surgen de manera espontánea. La meteorología será clave en la extinción de los incendios, al igual que lo ha sido en su propagación. La alta temperatura de los pasados días y los cambios repentinos de dirección del viento dificultaban mucho la tarea de los bomberos, militares, policías, brigadistas de refuerzo contra incendios forestales y voluntarios que han trabajado sin descanso estos días. Hoy, por primera vez, han bajado las temperaturas y el viento ha amainado considerablemente; y  la situación se espera que mejore en los próximos días.

Poca cobertura en los medios de comunicación

Hoy muchos españoles, especialmente los madrileños que lo vivieron en vivo, tenían todas sus miras en la llegada de la Selección Española de Fútbol, que ha logrado la Triple Corona tras hacerse con la Eurocopa (uniendo el galardón a la anterior Eurocopa en 2008 y el Mundial de 2010). El fútbol español ha hecho historia al ser el primero en conseguir ese logro, no hay duda, y los ciudadanos han salido a la calle a celebrar una de las pocas alegrías que nos ha tocado en los últimos tiempos.

Sin embargo, los medios de comunicación se han dejado llevar tanto por la euforia que han dejado en un rincón el resto de las noticias ocurridas en el país, como el caso de Valencia. Las televisiones y las radios, con contadas excepciones, apenas dedicaban unos minutos a informar sobre el incendio, y siempre después de haber dedicado un gran espacio al triunfo de ‘La Roja’. En los periódicos y en los diarios digitales, la presencia de informaciones sobre el incendio forestal se alejaba de las páginas principales, y se relegaba a un rincón sin importancia; incluso cuando ya se habían tenido noticia de ambos accidentes.

Se debe considerar un mal día en el periodismo, aquel en el que se ignora una tragedia de este calibre para priorizar una victoria deportiva. El dicho siempre dice que el deber debe ser antes que el placer. Las informaciones de alto interés público deberían primar sobre el entretenimiento. Los ciudadanos han contado con información de sobra sobre las reacciones y celebraciones que se han vivido con el triunfo de la selección. Pero otro sector de los ciudadanos, y también parte de los primeros, demandaban más información sobre los incendios, que se ha ofrecido casi con cuenta gotas. Prueba de ello es que, pese a un triunfo histórico y sin precedentes de un deporte rey en nuestro país, el hastag #ArdeValencia ha sido trending topic en Twitter durante todo el día, por encima de las celebraciones futbolísticas. La población quería que se le diera importancia a lo realmente importante, como es el caso de un desastre natural que afecta a la flora y fauna de una amplia zona, que perjudica a su medio ambiente y que ha destruido los hogares de varias familias. Sin embargo, los medios estaban tan ocupados haciendo de forofos y peleando por audiencias, que han olvidado hacer su trabajo. Hoy el periodismo ha suspendido en España.

IMAGEN: Un helicóptero trabaja en la extinción de unos de los incendios de Valencia. REUTERS

A %d blogueros les gusta esto: